crema nívea con miel

Crema nívea con miel para las arrugas

Spread the love

Existen montones de tratamientos caseros que te pueden ayudar a lucir una apariencia mucho más joven. Hoy te traemos una receta basada en la combinación milagrosa de la crema nívea con miel. Esta mascarilla casera a base de dos grandes productos humectantes y antisépticos, facilitarán la atenuación de las arrugas en tu rostro.

La crema nívea es un famoso producto destinado a la salud de la piel. Su fórmula brinda grandes beneficios a nuestro rostro, haciéndola lucir más brillante y sin impurezas. Por otra parte, la miel tiene la ventaja de brindarle hidratación y exfoliación al cutis, además de aportar vitaminas necesarias para la generación de colágeno.

Esta receta es muy interesante, puesto que se juntan dos productos con propiedades increíbles. En este post aprenderás como prepararla y la manera correcta de utilizarla. De esta manera, podrás tener tu propia mascarilla casera de crema nívea y miel, para lucir una piel de porcelana.

Esto te puede interesar leer:

MASCARILLA CASERA DE CAFÉ CON CREMA NÍVEA

CREMA NIVEA Y SÁBILA PARA ATENUAR LAS ARRUGAS

Aprende a preparar la mascarilla de crema nívea con miel

crema nívea con miel

La crema nívea con miel nos es una receta muy fácil de preparar, para ello necesitarás:

INGREDIENTES:

  • 3 cucharadas de crema nívea.
  • 1 cucharada de miel natural.

PROCEDIMIENTO:

  • En un recipiente, añade las 3 cucharadas del producto Nivea.
  • Posteriormente, incorpora 1 cucharadita de miel natural de abeja y mezcla muy bien los ingredientes.
  • Como técnica alternativa, podrías agregar 1 cucharadita dulcera de bicarbonato de sodio, esto facilitará la eliminación de manchas y otras imperfecciones.
  • Deja reservado en la nevera hasta el momento de su utilización.

¿CÓMO APLICARLO?:

  • Para aplicar la mascarilla casera de crema nívea con miel, deberás preparar muy bien la superficie de tu rostro. Para ello, te recomendamos que laves con agua tibia para abrir los poros y facilite la absorción.
  • Seca con una toalla limpia.
  • Aplica el producto y haz masajes circulares y suaves, por toda la superficie de tu piel.
  • Deja actuar por al menos 20 minutos.
  • Remueve la crema con agua fría para ayudar a cerrar los poros.
  • Seca nuevamente y listo.

Al cabo de menos de media hora podrás humectar tu piel y brindarle ciertos nutrientes que la ayudarán a lucir algunos años más joven. Esta receta de mascarilla casera debe ser constante, por lo menos aplicarse entre 2 a 3 veces por semana, preferiblemente en horarios nocturnos.

Luce 20 años más joven con la combinación de crema nívea con miel

Este tratamiento ofrece la ventaja de garantizar rejuvenecer tu rostro de una forma increíble. Si eres constante con el tratamiento y aplicas continuamente la crema nívea con miel podrás atenuar las arrugas hasta el punto de verlas desaparecer. Para ello, debes acompañar esta mascarilla con alimentos ricos en vitamina B y E, ideales para la producción de colágeno.

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *